Ad Universarum Terrarum Orbis Architectonis Ad Gloriam Ingentis

 º
G
B
J
Unidad
Dualidad
Trinidad
Vida
Verbo
Luz
Padre
Hijo
Espíritu


Las columnas forman parte de la tríada suprema que sustenta al universo.

Las columnas se encuentran representadas en el cuarto de reflexiones por los elementos azufre y mercurio (también hay sal) de la siguiente manera:

El azufre corresponde a la fuerza expansiva que parte de todo ser (columna j). Su acción se opone a la del mercurio que penetra todas las cosas por una influencia que viene del exterior columna B) "medios terrestre y astral".

Estas fuerzas se hayan equilibradas en la sal, parte estable en todo ser.

La sal simboliza como elemento estable el equilibrio moral y emocional que deben servirnos de base a nuestra certeza para buscar en nuestro interior la piedra angular de la construcción moral e intelectual que contribuya a la gran obra.

La columna B marca el final del mundo profano y el inicio del recorrido hacia el interior del templo, recorrido que se realiza armónicamente con el movimiento astral para terminar en la columna J que también es principio de la salida del templo al mundo profano.

Vista de otra manera la columna "B", comparándola con la cámara de reflexiones se puede decir que esta ultima genera un nuevo ser o capta como el óvulo materno recién unido a la pared uterina, en este seno acuoso la fecundación parece encender un foco de iniciación (columna B) de manera que unidos fuego y agua o azufre y sal se engendra al iniciado.


Es cuanto!

Hermano Pedro

Junio 1991 E:.V:.

Escríbeme a mi:

 Última actualización:  21 de Mayo del año 2012 E:. V:.
Copyright 
© Hermano Pedro 1999